Agricultura vs. horticultura, campesino vs. bosquesino y la comprensión de la realidad socio-cultural de las comunidades bosquesinas amazónicas.

publicado a la‎(s)‎ 12 oct. 2009 17:34 por Soporte Web   [ actualizado el 6 mar. 2014 9:22 por Administrador Sociedad Bosquesina ]

 Resumen

 Este artículo tiene una introducción y dos partes. La primera parte argumenta porqué, cuando nos referimos a las técnicas de cultivo que se emplean en la mayor parte de las tierras la Amazonía (es decir, en la tierras de altura), el término que se debe usar es “horticultura” y no “agricultura”, este último siendo más o menos adecuado sólo para designar los monocultivos (de arroz, maíz, urena) en las terrazas bajas o medianas (las várzeas, en términos brasileños). Al mismo tiempo, para referirnos a la población que vive en y del bosque y que cultiva sus tierras, debemos hablar de “bosquesinos” y no de “campesinos”. Hacemos la crítica lingüística y pragmática de estos términos a fin de distinguir y poner en evidencia realidades técnicas y ecológicas que el uso indiscriminado de “agricultura” y “campesino” confunde. Esta confusión lleva a concebir proyectos de desarrollo rural inadecuados al medio bosquesino amazónico; de ahí, los fracasos regulares de estos proyectos. La segunda parte muestra cómo remediar al desconocimiento de los sistemas hortícolas y expone los lineamientos de un proyecto de investigación y promoción alternativo que tiene el objetivo de revalorar las prácticas hortícolas bosquesinas y, con ellas, los valores socio-culturales bosquesinos..

Abstract


This article has an introduction and two parts. The first part argues why, when we refer to the cultivation techniques used in most of the Amazon territory, the term to use is "horticulture" and not "agriculture", the latter being more or less appropriate to designate only the monocultures (rice, maize, urena) on the lower or medium terraces (the varzeas, in Brazilian terms) on the river boards. At the same time, to refer to people living in and by means of the forest and cultivating its land, we must speak of "forest dwellers" rather than of "peasants." We criticize linguistically and pragmatically these terms with the purpose to distinguish and highlight technical and ecological realities that the indiscriminate use of "agriculture" and "peasant" is confusing. This confusion leads to a conception of rural development projects for the forest dweller society that is inadequate; hence, the regular failures of these projects. The second part shows the guide-lines of an alternative research project whose objectives are (1) to fill the gap of our ignorance of the horticultural systems and (2) to revalorate the horticultural practices of the forest dwellers and the whole of their socio-cultural values.

 

1.         Introducción[1]

Cada ciencia tiene su lenguaje especializado para evocar con precisión y coherencia lógica la realidad que está investigando. Las ciencias sociales tienen la misma preocupación de usar términos claramente definidos para circunscribir y nombrar los hechos observables. Una parte de la investigación en las ciencias sociales se dedica a evaluar críticamente ciertos términos en uso, sea en alguna de sus ramas, sea en otras ciencias (pero que tienen relación con las sociales), sea en el lenguaje de todos los días de los responsables del desarrollo. Esta evaluación revela en qué medida los términos usados están adecuados o no a la realidad a la que pretenden referirse y en qué medida habrá que restringir eventualmente su uso a un campo determinado de la realidad, sustituyéndole en otro uso, referente a otro campo de la realidad, otro término. Esto, afín de dar al pensamiento y a la comprensión de la realidad instrumentos de mayor precisión y adecuación. El presente artículo asume esta tarea. Demostraremos que los términos de “agricultura” y de “campesino” son, en la mayoría de los casos, inadecuados para designar las prácticas de cultivo de la tierra y los hombres que la cultivan en la Amazonía baja del Perú. Para evocar estas prácticas y sus actores, conviene hablar de “horticultura” y de “bosquesinos”, y el término de “agricultura” debiérase reservar a pocos cultivos y limitadas extensiones en tierras aluviales de los ríos grandes. Hacemos estas precisiones porque pensamos y decimos que: “con palabras correctas se piensa mejor” y, particularmente, pensando y comprendiendo en términos correctos – es decir, claramente definidos – la realidad rural amazónica, pensaremos también mejor y de manera más realista y adecuada las posibilidades del desarrollo rural amazónico. En la segunda parte definiremos los lineamientos de un gran proyecto de investigación alternativo destinado (1) a remediar a la ignorancia que afecta a los decididores políticos en cuanto a los sistemas hortícolas bosquesinos y (2) a revalorar estos sistemas – y con ellos, el conjunto de valores socio-culturales bosquesinos – como bases sólidas y concretas de un desarrollo rural amazónico sostenible.


Ver  en versión PDF (92 Kb)


[2] Agradezco los comentarios críticos y sugerencias del colega Dr. Juan Álvaro Echeverri de la Universidad Nacional de Colombia y del Dr. Dennis del Castillo del IIAP que me han permitido mejorar significativamente este artículo. Sin embargo, la forma final y todos los defectos que puedan subsistir son de la responsabilidad única del autor.